jueves, 3 de julio de 2014

Los anuncios de informática, pueden ser divertidos

Soy comercial desde los veinte años y la verdad es que a mí me gusta mi trabajo. Me hubiera encantado estudiar publicidad y marketing cuando era joven, pero mi familia no se podía permitir pagarme la carrera y con los trabajos que yo encontraba, tampoco me llegaba para costearme la matrícula. Al final aprendí sobre estos y otros temas a base de experiencia y de muchos años trabajados. Y pienso que hoy sé más que muchos publicistas de carrera. Una de las cosas que tengo claras es que me cansa muchísimo la publicidad actual. Todos los anuncios me parecen iguales y tirando a mediocres. Sin embargo, hace unos días me sorprendió gratamente un anuncio que encontré en internet. Me resultó original y divertido y estaba hecho con mucha frescura. Juraría que el que lo hizo ni siquiera es un publicista, sino cualquier persona dedicada a una actividad totalmente distinta, pero con un gran sentido del humor y una habilidad extraordinaria para captar la atención de los lectores. Os copio y pego el texto del anuncio, que decía así (a ver si os gusta): “Hola, me llamo PC 0123 (o eso dice mi etiqueta adhesiva), me considero clónico y soy ordenador desde hace 3 años y seis meses. Y lo confieso: me gusta el porno. Tengo un montón metido en el disco duro. Todo comenzó cuando mi propietario me sacó de su oficina y me trajo a su casa. Su mujer no lo sabe, pero él está enganchado a las alertas de senos femeninos nuevos del Playboy. Así que me llevó al rincón más oscuro de su habitación casera de “trabajo”, como él la llama y me puso a descargar ingentes cantidades de vídeos sucios. En una de esas descargas fue donde contraje mi enfermedad. Se me metió un virus venéreo, que me produce gran picor en los componentes pudendos. Para colmo, mi amo se compró un móvil chino, que me enchufó mediante USB, y que me instaló a la fuerza un software controlador con letras extrañas que me excitan y al mismo tiempo me hacen llorar. Un día no pude soportar más la tensión y me desactivé. Han pasado los días, no sé cuántos, y sólo sé que he despertado en la Casa del Ordenador. Llaman a esto dana technology ordenadores y hay unos señores, vestidos de blanco, muy simpáticos que lo arreglan todo y te quitan los virus. Hasta me han convencido para que me deje formatear. Ahora me siento muy ligero y ya no tengo tantos pensamientos sucios. Echo tanto de menos a Sabrina69… Pero ya no podía seguir así. Han traído también al móvil chino, porque mi amo un día lo enchufó por error y por la fuerza bruta en el puerto VGA, y ahora lo llevo enganchado a todas partes, porque no hay forma de hacerlo salir. Si vierais lo que escuece eso… Menos mal que en Dana Technology son expertos en moviles chinos y saben hablar su mismo idioma. He oído decir que le van a cambiar el sistema operativo… Buffff, sólo de pensarlo se me ponen los chips como escarpias. No soy rencoroso y le deseo lo mejor.”

No hay comentarios:

Publicar un comentario